Inocentes, incrédulos y también para traidores

1. En Julio de 2019 una profesora de Saint Louis University de Madrid, Laura Ledezco, firma carta de invitación dirigida a un grupo de «disidentes» anticubanos para un evento o taller denominado «Diálogo sobre Cuba» que tuvo lugar entre el 12 y 14 de septiembre de ese año en su sede.
 
Publiqué un ejemplar sin el nombre de la destinataria – respetando el contenido fundamental del texto como el objetivo del taller -por cierto más comprometido con las artes militares que de las escénicas a la que pertenece Yunior García Aguilera como exponente cubano.
 
En unos de los párrafos Laura Ledezco explica que el invitado debía presentar el documento en la oficina consular en la Habana para gestionar la correspondiente visa a la nación ibérica.
 
Desconozco cómo llegó la carta a manos de cada uno de los destinatarios y en particular a Yunior García Aguilera, ni el trayecto realizado por éste desde el mismo instante hasta su arribo y participación en el evento.
 
Tampoco creo que sea importante tantos detalles para aseverar su asistencia y las contradicciones surgidas de sus exiguas revelaciones al calor de mi denuncia en torno a este evento.
 
2. Pongo fotografías donde aparece Yunior García posando junto a mercenarios como Manuel Silvestre Cuesta Morua, un tipo contratado por la Oficina Cuba de la NED desde 2015 y además imágenes de éste declarando sus planes al G-2 y acompañado de Aimel Ríos Wong, su jefe, durante viajes a Estados Unidos donde se reunen y conspiran contra Cuba, Reinaldo Escobar esposo de la comnotada Yoani Sánchez, Yanelis Nuñez concubina de Luis Manuel Otero Alcántara y Directora Ejecutiva junto a éste de un proyecto de People in Need denominado Museo de la Disidencia, el Ex Presidente español Felipe González con el grupo de pasantes y al lado de la profesora Laura Ledezco cuando dicta conferencia al auditorio dentro del cual sospecho estuvo Yunior García Aguilera, salvo que haya pedido permiso para ir al baño o pasar un «chivo» para responder con éxito alguna preguntita de comprobación que los profes hubieran hecho.
 
Pueden ver algunos detalles confirmatorios como emblemas de la universidad en las paredes, cartel encima de la puerta que señala el salón de eventos, las prendas de vestir del grupo y en particular de Laura Ledezco y del resto cuando ella está sentada al lado del ex Presidente y luego junto al resto de los discípulos anticubanos, donde al frente aparece García Aguilera mientras el político saluda a Reinaldo Escobar.
 
Una evidencia muy importante es la foto en la sala de reuniones donde están los mercenarios en torno a una mesa y al frente un televisor «pantalla plana» -del cual no puedo ahora revelar su marca, serie, fecha de fabricación y país de origen, ni como llegó al referido lugar, de eso hablaré en un próximo post en el 2025 pues ahora mismo no lo creo necesario.
 
Sin embargo, en ese instante Richard Youngs (a la izquierda), experto de un Think Tank Yanke, dicta conferencia apoyándose en uno de sus libros sobre democracia, movimientos cívicos y procesos contrarrevolucionarios en Europa a raíz de las llamadas «Revoluciones de Colores».
 
En la pantalla aparece el título del referido libro, el cual busqué en Internet y estoy repasando ahora: lo muestro en una de las fotografías para que lo estudien si lo desean.
 
Aunque no tengo pruebas sobre los boletos de viajes, recibos por alojamientos, gastos por transportación y taxis, visitas a restaurantes etc, puedo asegurar que Youngs viaja semanalmente a Estados Unidos para ventilar asuntos de trabajo y que además es esposo de Laura Ledezco aunque no cuento con el registro de matrimonio de la iglesia o notaría donde contrajeron nupcias.
 
Ahora, cómo es que Yunior se atreve a decir que fue a este taller con pasaporte institucional, y que es invitado por ser artista y joven intelectual. Llega a plantear que se retrata con quien le da la gana y punto. ¿Que otra condición lo llevó a allí? ¿Por qué y cuándo Laura se fijó en Yunior? ¿Se conocían?, ¿Alguien le había dado referencias de sus condiciones, de manera que lo igualaba al resto de los mercenarios presentes? Verán.
 
Yunior había ido antes a Argentina y allí estuvo muy próximo a una organización subcontratista de la NED nombrada CADAL con la que tiene estrechos vínculos una profesora universitaria colega de Laura Ledezco y que junto a esta se responsabiliza en la carta de invitación -reconozco que la dirigida a Yunior no la tengo- pero qué importa eso si en definitiva él aparece en casi todas las fotografías del evento, y tomadas por ellos mismos.
 
Sin embargo, miren qué interesante lo siguiente:
 
Cuesta había declarado a G-2 -como dije arriba- sus vínculos con la NED en enero de 2015, bien, porque este había sido convocado por la ONG argentina CADAL y la norteamaricana NED para intentar sabotear la Cumbre de la CELAC a punto de inaugurarse en La Habana. Su gran amigo en CADAL se nombra Hernán Alberro, un tipo archiconocido en internet por su posición conservadora y relaciones con las estructuras de la NED en América Latina.
 
Sin embargo, debo reconocer que Yunior vio a Cuesta Morua parado frente a él por primera vez en Madrid al fundarse el taller sobre el papel de las Fuerzas Armadas en los países de América Latina (esto en todo caso es arte militar no escénico, de manera que no puede seguir justificándose con su condición profesional), pero que coincidentemente Laura se encontraba en Argentina cuando Yunior estuvo allí en una universidad donde trabaja la profesora. Aquí está la clave de la invitación y del por qué no dijo nada a la institución que le expidió el pasaporte hasta pasar un año y dos meses, para convocar un inoportuno show frente a su Ministerio de Cultura, al que traiciona desgraciadamente presionando para que reconozcan como artista a un delincuente nombrado Luis Manuel Otero Alcántara.
 
El esquema anticubano es tanto como el odio que nos tiene ese imperio a 90 millas de nuestra isla, y el compatriota que aún no lo sepa le pido que vaya a la carta de José Martí a su amigo del alma Manuel Mercado donde confiesa que todo lo hecho por él, que no es poco dentro de nuestra historia, es impedir con la independencia de Cuba que los Estados Unidos cayeran con esa fuerza más sobre nuestras tierras de América. Ni siquiera nuestro héroe pensaba en su isla, sino en el compromiso latinoamericanista, el que pisotea Yunior cuando se inspira en funcionarios de una ONG en Argentina al servicio del propio imperio al que se opuso nuestro héroe nacional.
 
En estos días me han enviado fragmentos decontextualizado del pensamiento Martiano en franca intención de justificar traiciones.
 
Para hablar de las Fuerzas Armadas Revolucionarias (FAR), en cualquier parte del planeta hay que empezar por reconocer que la integramos 11 millones de cubanos como nos enseñó el Señor de la Vanguardia, pueblo y FAR es lo mismo, una vez más lo muestra su reciente apoyo en el enfrentamiento a la pandemia. Yunior habrá hablado del papel de las FAR en la lucha contra el Apartheid y el régimen racista de Sudáfrica? Habló de «Palabras a los intelectuales» cuando aún no se había apagado el silbido de los proyectiles mercenarios en Girón procedente del mismo ejército que apoyó el régimen fascista?
 
No son tiempos de inocencia, los cubanos nos caracterizamos por la audacia y la suspicacia para detectar trampas que nos tejen y que amenazan la Patria.
 
No somos odiadores sino internacionalistas y solidarios porque Martí nos dijo que Patria es humanidad.
 
Pero, no se equivoquen…
 
Si alguien queda con duda, y necesita más elementos probatorios sobre esta historia lo invito a que investigue y no permanezca sentado: todo está en Internet. Mi falta es no saberlo todo, pero a cualquiera le puede surgir -al menos- la sospecha de que algo no cuadra aquí , y desconfío sinceramente del exceso de inocencia.
 
Todos los mercenarios están bien de salud, tranquilos y asegurado sus derechos, dejen la manipulación y la gracia con Cuba.
 
Hoy supe que Manuel Cuesta Morua y Reinaldo Escobar estuvieron frente al Mincult, escondidos entre los jóvenes artistas allí reunidos, quienes nada saben de estos macabros planes. La gran mayoría de ellos desean y respetan sus instituciones y estan movidos desde sus sinceras críticas.
 
¿Esto tampoco parece sospechoso?

Un comentario sobre “Inocentes, incrédulos y también para traidores

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.